PEACE

PEACE
Paz y Ciencia

martes, 16 de octubre de 2018

Enemigos de la melancolía

La melancolía es la expresión del alma humana en su naturaleza profunda. Gladys Swain

El positivismo no es amigo de la melancolía y menos aún del sujeto melancólico. A medida que el punto de vista cientificista se fue adueñando de la psiquiatría, la melancolía se desvirtuó y su territorio se hizo más angosto.
El rostro del enfermo melancólico descrito a lo largo del XIX y primeras décadas de XX agudizó los rasgos del dolor hasta extremos caricaturescos. "El melancólico es ante todo un enfermo que sufre", escribió René Masselon, culminando esta visión patética del hombre carcomido por el dolor del alma. Con su nuevo semblante, el melancólico se convirtió en un rara avis, una de esas piezas descatalogadas que no se sabe dónde colocar porque estorban en todos los sitios y afean cualquier entorno.
La melancolía está por todas partes. Si uno se interesa por la historia clínica, apenas da dos pasos ya se encuentra con ella; si lo que llama su atención es el arte, la literatura o la poesía, lo difícil será librarse de su presencia; de inclinarse por el estudio de la psicología patológica, enseguida averiguará el lugar central que ocupa en esa materia; de hacerlo por la ética, la moral y la religión, no tardará en acercarse al corazón de la experiencia melancólica. Desde este punto de vista, lo que resulta chocante es la falta de aprecio que le ha mostrado el cientificismo psicológico y psiquiátrico. Y lo que maravilla es la eficacia con que se ha desecho de ella. Pero lo que consterna es el resultado de este paulatino menosprecio, especialmente el que atañe al empobrecimiento de la psicopatología y a la devaluación de la historia como modo de conocimiento del presente y guía para el quehacer clínico.
:: Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
:: Teléfono Cita: 653 379 269
:: Zaragoza Zona Centro
:: Página Web: www.rcordobasanz.es

martes, 9 de octubre de 2018

Límites

A diferencia del psicoanálisis anterior a Lacan, que diferencia el binomio neurosis-psicosis situando patologías fronterizas (Kernberg, Gunderson), Lacan no admitía estados intermedios, razón por la cual hace tres décadas se tendía a amplificar el diagnóstico de neurosis, en especial la histeria disociativa (locura histérica). Conforme a desarrollos más recientes, inspirados en referentes topológicos, sobre todo en el nudo borromeo, comenzaron a proliferar casos "inclasificables" y "raros", es decir, manifestaciones de la psicosis schreberiana o de las neurosis tradicionales. Al contrario de lo que sucediera hace treinta años, hoy día se prefiere ampliar el territorio de la psicosis e incluir en ella formas discretas y normalizadas de la locura, las cuales constituirían expresiones clínicas concordantes con el malestar actual; con esta nueva opción, la rígida perspectiva estructural, partidaria de la discontinuidad, se vuelve más elástica y propende a lo dimensional.
:: Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta Dinámico.
:: Teléfono Citas: 653 379 269
:: Zaragoza (Zona Centro)

lunes, 8 de octubre de 2018

Molestias de los Antipsicóticos en TB

Los nuevos antimaníacos, como la quetiapina, la olanzapina, la risperidona, la ziprasidona o el amilsulpride provocan muchos menos efectos secundarios que el haloperidol. A pesar de ello, ninguno de ellos está exento de inducir alguna molestia -como sedación, que en algunos casos es el efecto deseado y no una molestia-, pueden provocar aumento de peso, problemas hormonales -inhibición de la menstruación, reversible cuando se cambia el tratamiento-, temblor y rigidez muscular, aumento de la salivación o hipotensión. No todos los pacientes que toman estos fármacos presentan estas molestias, y no siempre la presencia o no de las mismas depende de la dosis utilizada. Lo que está muy claro es que las ventajas superan a los inconvenientes, ya que facilitan la finalización de un episodio maníaco, evitan o acortan un ingreso hospitalario y pueden mejorar el curso de la enfermedad y la calidad de vida de las personas que sufren trastorno bipolar (TB).
:: Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
:: Teléfono Cita: 653 379 269
:: Zaragoza. C/ Lacarra de Miguel 27. 2C Zona Centro. Antigua General Sueiro.

Estructura

La estructuración funciona bajo su cubierta, y en ese sentido, lo imaginario es su medio.

Lo estructurante, por no estar allí, rige lo real. Ahí se tiene la discordancia motriz, pues la introducción de este elemento reflexivo, que basta para instituir la dimensión de lo estructurado-en-tanto-que-lo-vive como obteniendo sus efectos sólo de sí mismo, dispone una ordenación imaginaria, contemporánea y diferente del orden real, y sin embargo coordinada a él y formando, en adelante, intrínsicamente parte de la realidad. En lo real se constituye una estructura terciaria, imaginaria. De ello resulta que la reduplicación del sistema estructural, ideal en un primer momento, se encuentra realizada. Esta duplicación afecta en cambio al elemento reflexivo que la provoca -dado que a nivel de lo estructurante no hay reflexividad-, lo que define como un sujeto, reflexivo en lo imaginario, no reflexivo en lo estructurante.
- Jacques-Alain Miller. "Un comienzo en la vida. De Sartre a Lacan". Ed. Síntesis
- Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
- C/ Lacarra de Miguel 27. 2C. General Sueiro.
- Teléfono Cita: 653 379 269

domingo, 7 de octubre de 2018

TLP Vídeo



Les dejo con un vídeo más bien descriptivo pero muy fácil de seguir y sin demasiados tecnicismos sobre el TLP o Trastorno Borderline de la Personalidad.

Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta. Zaragoza (Zona Centro).
Teléfono Citas: 653 379 269
email: rcordobasanz@gmail.com
web: www.rcordobasanz.es

https://youtu.be/7htTi6tt5CQ Enlace al vídeo.


Los antidepresivos pueden causar manía

Como el trastorno bipolar requiere una predisposición natural de base genética -se afirma-, en principio los antidepresivos no causan manía a cualquier persona que los tome. Sin embargo, sí es cierto que el tratamiento de una fase depresiva en un paciente bipolar conocido con antidepresivos puede incrementar el riesgo de un "viraje" o cambio hacia la manía, sobre todo, si el paciente no sigue tratamiento con un estabilizador y/o un antipsicótico. Por eso, en general, no se aconseja prescribir antidepresivos para fases leves o reactivas -las que acontecen cuando hay un problema personal o mala noticia-, sino más bien reservarlas para las depresiones moderadas o graves, en las que las ventajas del tratamiento superan a los posibles inconvenientes o riesgos.
Una noticia curiosa:
https://www.elconfidencial.com/amp/alma-corazon-vida/2017-07-27/antidepresivo-comun-ligado-casos-asesinato_1421286/
:: Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
:: Teléfono Citas: 653 379 269
:: email: rcordobasanz@gmail.com
:: web: www.rcordobasanz.es

Artificios

La visión discontinua del pathos, sea como estructuras freudianas o enfermedades mentales, se distingue por el hecho de destacar lo invariable y lo más enfermo del sujeto. Cuestión incómoda. De ahí surgen sus virtudes y sus limitaciones. Entre las bondades, la más importante es la resolución que aportan sus descripciones y explicaciones, las cuales aíslan, caracterizan y diferencian determinados estados psicopatológicos prototípicos. A esto se añade que esos estados clínicos son rubricados mediante casos paradigmáticos que quintaesencian una categoría nosológica. Entre las limitaciones destaca la penumbra, más o menos intensa, que cubre la linde entre dos territorios vecinos. Basta que se establezcan demarcaciones precisas y taxativas para que aparezcan un sinnúmero de casos fronterizos, límites o inclasificables.
- Recomendación: "Las voces de la locura". José María Álvarez-Fernando Colina. Xoroi edicions. Colección Schreber
- Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
- Teléfono Cita: 653 379 269
- email: rcordobasanz@gmail.com

sábado, 6 de octubre de 2018

La Historia de algunos borderline (TLP)

Las alteraciones en la relación entre el niño y los cuidadores, y/o la presencia de experiencias traumáticas tienen un hondo efecto sobre el desarrollo del concepto de sí mismo y de los otros.
En la historia de algunos pacientes borderline aparecen los abusos sexuales tempranos, al tiempo que se han identificado la desatención por parte del cuidador, la indiferencia, y las limitaciones de la empatía, como factores adicionales que ejercen efectos profundamente dañinos. Los niños educados en estos entornos perturbados establecen unos apegos inseguros con sus cuidadores primarios, lo que interfiere en el desarrollo para el control voluntario y la autorregulación, al tiempo que la internalización de los conceptos del self y del otro se ve dificultada por los intensos afectos negativos y las operaciones defensivas, que distorsionan el sistema de información en un intento de evitar el dolor.
:: Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
:: Teléfono Cita: 653 379 269
:: email: rcordobasanz@gmail.com
:: Zaragoza (Zona Centro)

jueves, 4 de octubre de 2018

Carácter y Borderline (TLP)

El carácter es la manifestación conductual de la identidad, es la organización dinámica de los estilos y patrones conductuales característicos del individuo en particular. El carácter incluye el nivel y el grado de organización de los estilos conductuales, y el grado de flexibilidad o de rigidez de las conductas a lo largo de las distintas situaciones ambientales. El carácter refleja los efectos de la integración de la multitud de relaciones internalizadas entre el self y los objetos, que contribuyen a generar los modelos internos de conducta. La consecuencia subjetiva del carácter sería la estructura de la identidad, es decir, la integración de todas las representaciones del self incluidas en estas unidades relacionales diádicas dentro de un concepto de sí mismo estable y complejo, paralelamente a la integración complementaria de las representaciones objetales en conceptos integrados de otras personas significativas. El carácter y la identidad son aspectos que se complementan mutuamente. La identidad, que se compone del concepto o los conceptos del self y de los otros significativos, es la que brinda la estructura psicológica que determina la organización dinámica del carácter.
La internalización de las relaciones objetales significativas da origen a una estructura subjetiva más crucial en relación con un sistema integrado de valores éticos, que en la teoría psicoanalítica se designa con el nombre de superyó. En el desarrollo de la patología borderline, las perturbaciones en esta estructura tienen unas consecuencias significativas tanto clínicas como terapéuticas, y a nivel pronóstico.
:: Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
:: Núm. Col.: A-1324
:: Teléfono Cita: 653 379 269
:: email: rcordobasanz@gmail.com

Cómo actúa el Litio

El litio ejerce su acción estabilizadora del ánimo a través de mecanismos químicos que corrigen parte de las alteraciones subyacentes a la enfermedad. Cuando ingerimos el litio éste se absorbe en el tubo digestivo sin necesidad de pasar por el hígado (y, por lo tanto, no comporta riesgo de toxicidad hepática, en teoría), pasa a la sangre y de ahí a las neuronas cerebrales, donde produce cambios en la producción de ciertos neurotransmisores, ciertas proteínas que actúan como receptores de los neurotransmisores, y los llamados "segundos mensajeros", que en último término van a producir una regulación más eficaz de las oscilaciones anímicas.
:: Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
:: Zaragoza (Zona Centro).
:: Teléfono Cita: 653 379 269

martes, 2 de octubre de 2018

Factores evolutivos

Las díadas de relaciones objetales internalizadas son los elementos básicos fundamentales que conforman la estructura psicológica. En el curso del desarrollo infantil se generan numerosas díadas internalizadas sobre la base de experiencias afectivamente intensas. Estas díadas se convierten en los prototipos de la experiencia que el individuo tiene de sí mismo y del otro.
La teoría de las relaciones objetales sugiere que la combinación del temperamento y de las experiencias del bebé en el contexto de unas interrelaciones afectivamente intensas con los cuidadores que forman parte del entorno, constituye un elemento crucial para el desarrollo. Las primeras interrelaciones entre el bebé y el cuidador serían los elementos claves dentro del proceso de internalización gradual por parte del bebé de una representación del mundo externo. Dichas interrelaciones son internalizadas a través de una variedad de formas que reciben la influencia del temperamento del bebé. Dichas formas incluyen el nivel de activación afectiva y los elementos cognitivo-perceptuales. La interrelación óptima bebé-cuidador le brinda al bebé una atmósfera protectora y solícita en la que percibe al cuidador como una figura amorosa y que comprende acertadamente sus necesidades, las cuales se ven satisfechas dentro del marco de un intercambio regular satisfactorio. Dentro de este contexto, el bebé desarrolla un apego seguro hacia el cuidador y comienza a crear una narrativa interna coherente respecto de sí mismo y del otro, con la inclusión de expectativas positivas y gozosas de que está a salvo y bien cuidado.
:: Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
:: Teléfono cita: 653 379 269
:: email: rcordobasanz@gmail.com

lunes, 1 de octubre de 2018

La enfermedad mental no debe limitar aspiraciones

No se ponga usted límites a priori. Usted debe intentar aquéllo que tenía planificado: la vida pone los límites. Ninguna enfermedad le incapacita para un trabajo o estudio por sí mismo; a veces son otras circunstancias -que pueden estar indirectamente relacionadas con la enfermedad (psicofármacos)- las que ponen el límite o es una cuestión de coincidencias más que de gravedad -por ejemplo, una recaída en los exámenes-.
El estrés facilita las descompensaciones cuando existe una fractura psicológica, el reto está en detectar los pródromos (señales anteriores a una descompensación) y hacer todo lo posible por evitarlo: psicoterapia, psicoeducación, actividad física, ejercicios de relajación, grupos de ayuda, una buena charla con un buen amigo, pasear, períodos de descanso en la actividad de estudio y trabajo, etc.
:: Rodrigo Córdoba Sanz. Psicólogo y Psicoterapeuta.
:: Zaragoza (Zona Centro).
:: Adultos, adolescentes, pareja, familia.